La noche en blanco 2010
 Buscar
Circuito Cine

SESIÓN DOBLE. SI TUVIÉRAMOS UN PARKING SERÍA UN CINE AL AIRE LIBRE

Alberto González Vázquez , Enrique Piñuel , Gerard Freixes , Quentin Tarantino

Homenaje al celuloide más sucio, a los cines baratos, a la cultura pop y el rescate de los archivos. Una sesión con tres jóvenes realizadores españoles, como preludio de una de las obras del gran Quentin Tarantino.

Si hay algo que dentro de unos años echaremos de menos, cuando las proyecciones en HD y 3D sean el pan nuestro de cada día, serán las imperfecciones del celuloide. Los rayajos, los saltos de fotograma, el sonido roto y gastado de una película vista a través de proyector. Es una añoranza futura, que Tarantino ya adelantó en su obra maestra Death Proof, más que una película de acción, un homenaje a las sesiones dobles de cines de barrio.

Lejanamente inspirada por esa idea del cine como refugio imperfecto, presentamos esta sesión, con tres cortometrajes españoles que sirven como perfecto prólogo a la película de Tarantino. Tres muestras de que el trabajo con material de archivo, ya sea en celuloide o digital, sigue siendo un campo fructífero del que sacar películas de terror, de humor apocalíptico o de sarcasmo cinéfilo. Aparquen rápido, la sesión va a empezar.

Alberto González Vázquez. Ilustrador que no sabe dibujar, humorista descarnado, adorador pagano de la tecnología flash, artesano del píxel rudimentario, González Vázquez ha hecho de sus animaciones sarcásticas auténticas piezas de culto del post-humor patrio. Usando una rudimentaria técnica, que combina el calcado de fotografías y la animación por ordenador, ha ido creando una nutrida colección de piezas capaces de combinar el found footage, el reciclaje, el esperpento y la herejía de la animación Disney, que alcanzan la carcajada por la vía de la perplejidad. Política, cultura popular y mucho sentido del humor alimentan su último trabajo: El fin del mundo.

Enrique Piñuel. Agitador cultural y programador, Piñuel es uno de esos especímenes nacidos y crecidos al calor de los detritus audiovisuales que genera nuestra cultura, hiper poblada de imágenes. Devoto del found footage, rebusca en los basureros digitales, allá donde se acumulan todas las imágenes posibles, para construir con ellas collages que caminan entre lo experimental y lo sensorial, entre lo visible y oculto.

Gerard Freixes. Como si trabajara en un laboratorio soviético de la era de Stalin, Freixes manipula los materiales audiovisuales, borra rastros, personajes, huellas y sombras, para crear una nueva realidad. Mediante una paciente labor de borrado, píxel a píxel, Freixes ha creado en Alone una divertida sátira del hombre más hombre: el vaquero, el solitario, el que jamás logrará volver a casa, el que no necesita de nadie. Se trata de una versión hiperbólica del found footage, que recorre el camino contrario al del cine de archivo tradicional: despojar en lugar de acumular.

Quentin Tarantino. La leyenda cuenta que se educó visualmente tras el mostrador de un vídeoclub, aunque su penúltima película, Death Proof, demostró un amor sin medida por el celuloide roto, manchado, manipulado de las salas de cine de barrio. Lejos de la pureza de la alta definición, Tarantino entregó con esta película un homenaje a ese soporte en vías de desaparición. Es una película dirigida por él, pero que podría ser también un collage de imágenes encontradas en las papeleras de los callejones oscuros de los cines de serie B. Viva el celuloide y vivan los errores y defectos en la proyección.

 

 


Share/Bookmark
HORA
De 24 a 2.15 h.
LUGAR
DIRECCIÓN
Calle del Prado, 21
BUS
5, 6, 9, 15, 25, 27, 32, 51, 52, 53, 57 y 150
METRO
Antón Martín, Sol y Sevilla
Ver mapa ampliado
Es necesario tener Flash player 8+ y JavaScript habilitado para ver los vídeos.